Precios al carbono en el Congreso

Proyectos de ley con un precio al carbono

El ímpetu para la acción climática está acelerando en el Congreso

Los siguientes proyectos de ley se han presentado en el Congreso entre 2019 y 2021.

Proyecto de Ley de Innovación Energética y Dividendos de Carbono

Representante Ted Deutch (FL-13)

Con más de 80 copatrocinadores en el 116º Congreso, el Proyecto de Ley de Innovación Energética (Energy Innovation and Carbon Dividend Act) es el proyecto de ley de un precio al carbono más apoyado en el Congreso. Incluye un precio al carbono en toda la economía, lo que nos propulsará a emisiones netas cero antes del 2050. Todos los ingresos se devuelvan a la gente para que todos puedan sostenerse durante la transición a energía limpia. El Proyecto de Ley de Innovación Energética incorpora la propuesta de tarifa al carbono con dividendos para la cual CCL ha abogado desde 2010.

Otros proyectos de ley de precios al carbono presentados en el Congreso (2019-2021)

America’s Clean Future Fund Act
Senador Durbin (IL)

Incluye un precio al carbono en todo la economía con el 75% de los ingresos devueltos a las familias como dividendos, y el resto invertido en energías limpias y asistencia para la transición.

American Opportunity Carbon Fee Act
Senadores Whitehouse (RI) y Schatz (HI)

Combina un precio al carbono con reducciones en los impuestos, pagos directos, y subvenciones a los estados para apoyar a las familias de bajos ingresos y rurales.

Climate Action Rebate Act
Senadores Coons (DE) y Feinstein (CA)

Un precio al carbono con una alta trayectoría del impuesto, con el 70% de los ingresos devueltos a las familias en dividendos, y el resto invertido en la infraestructura, investigaciones y desarrollo, y asistencia para la transición.

MARKET CHOICE Act
Representantes Fitzpatrick (PA-01), Peters (CA-52), y Carbajal (CA-24)

Un proyecto de ley para la infraestructura que incluye financiamiento por un precio al carbono modesto.

El Congreso apoya un precio al carbono porque es rápido, eficaz y duradero.

El Congreso está preparándose para tomar acción sobre el cambio climático. Saben que poner un precio al carbono tiene muchos beneficios. Además, un impuesto al carbono es una solución políticamente viable. Los congresistas pueden aprobar esta legislación sabiendo que se implementará rpaídamente y sin grandes desafíos legales.

Rápido

Un impuesto al carbono es más rápido para implementar que las regulaciones, que requieren infraestructura y sistemas burocráticos complejos. Canadá implementó su impuesto al carbono dentro de 6 meses después de su promulgación. Por el contrario, las regulaciones de la EPA (Agencia por la Protección Ambiental) exigen procesos largos de análisis, comentario público, y revisión.

Eficaz

Un impuesto al carbono trabajaría por toda la economía, reduciendo 80% de las emisiones en todos los sectores. Muchas políticas se centran solamente en el sector eléctrico: lo más fácil para descarbonizar pero que solo consiste en un 25% de la contaminación de carbono en Estados Unidos. Un precio al carbono impulsará reducciones adicionales en los sectores del transporte, los edificios residenciales y comerciales, y la manufactura.

Duradero

El Congreso tiene una clara autoridad constitucional de imponer tributos, por lo que un impuesto al carbono no enfrentará desafíos legales. Las regulaciones a menudo enfrentan desafíos judiciales que pueden atarlas por años y anularlas. El Plan de Energía Limpia (Clean Power Plan) tardó 6 años para diseñarse y desarrollarse, y nunca se implementó por completo debido a desafíos en las tribunales.


Aprenda más:

Compártelo con un amigo